Defensor del Pueblo

Familiares y el miedo a reclamar

Carta familiar

Sí, es verdad. Hay todavía muy pocos familiares que se atrevan a reclamar. Cuando ellos se van todos los días, dejan a su padre, su madre, su familiar en la residencia. Temen mucho lo que les puede pasar si reclaman. Los directores de las residencias, los directores generales del mayor y del AMAS, el consejero, la presidenta, las instituciones de la Comunidad que deberían ser los primeros, como es su obligación, en pedir que se reclamase, pero no quieren reclamaciones, y ni tan siquiera lo ocultan. Las tienen aversión.